• Junio 17, 2019, 10:57:30 am
  • Bienvenido(a), Visitante
Por favor ingresa o regístrate.

Ingresar con nombre de usuario, contraseña y duración de la sesión
Búsqueda Avanzada  

Noticias:

Autor Tema: Els almogavers.Los grandes olvidados de la historia  (Leído 5278 veces)

Josea

  • *
  • Desconectado Desconectado
  • Mensajes: 1088
Els almogavers.Los grandes olvidados de la historia
« en: Marzo 07, 2010, 15:27:40 pm »

Queria hacer tributo a los almogavers que parecen ser los grandes olvidados de la historia,fervientes guerreros de la corona de cataluña y aragon y que eran temidos por toda europa

__________________________________________________________________________________

1.- En el que les resumimos someramente sobre qué vamos a hablarles.

A principios del siglo XIV el imperio bizantino, muy debilitado por los sucesos de la IV cruzada, apenas es capaz de resistir los embates del turco. Todo tipo de ayuda es, por tanto, bien recibida, incluida la de cualquiera de las bandas de mercenarios que ya comienzan a pulular por Europa Occidental. Paralelamente, la Compañía Catalana, formada fundamentalmente por los temibles almogávares, se ha quedado sin empleo ahora que las luchas en Sicilia parecen haber llegado a su fin. Guiados por Roger de Flor, su jefe, los almogávares protagonizarán durante los años siguientes una increíble aventura en la que, literalmente, harán filetes a cualquiera que se les ponga por delante. Realizarán asombrosas hazañas y terribles vilezas. Serán perseguidos y conocerán el hambre y, finalmente, tomarán por las armas los Ducados de Atenas y Neopatria, fundando un estado latino que sobrevivirá hasta 1390. Esta es su historia.

2.- Que cuenta quienes son estos tipos.

 
Modelo pasarela Gaudí
Siglo XIV. 
Almogávar es, como cualquier avispado lector ha podido suponer, una palabra de origen árabe. Los almogávares son producto de la reconquista, naciendo en las zonas fronterizas entre Aragón, Cataluña y los territorios aún bajo control musulmán. Allí se vive continuamente lo que los teóricos modernos han llamado una “guerra de baja intensidad”, que básicamente consiste en que ambos bandos cruzan de vez en cuando la frontera y se dedican alegremente a saquear, violar y secuestrar al contrario. Una parte de la población, que ve como las aldeas son cada día menos seguras por ser fácil blanco de cualquier ataque, se retira a los bosques y la montaña, y allí decide que siempre es más rentable saquear que ser saqueado. Y es así comonacen los almogávares. A esa forma de guerrear –rápidas incursiones, seguidas de violentos saqueos y rápidas retiradas- se le llama “algara”, y al soldado que va en algara los musulmanes le llaman “mugawir”. Así que ya conocemos a los al-mugawires. Cuando el avance reconquistador de la corona aragonesa va pacificando tierras, estos muchachos deciden que le han cogido gusto a su actual oficio y pasan a convertirse en personal técnico altamente cualificado: mercenarios.

Su forma de guerrear, extremadamente móvil, condiciona totalmente su armamento y su vestuario. Nada de farragosas y pesadas armaduras. Visten ropas y escudos ligeros, protegiéndose la cabeza con un capacete de tiras de metal. El armamento también es ligero: espadas cortas –más cuchillos grandes que otra cosa- lanzas ligeras y mazas. Su forma de combatir es bastante particular. Comienzan el combate golpeando sus lanzas contra el suelo, sacándoles chispas, a la vez que berrean: “¡Desperta, ferro!”. Y luego embisten contra el pobre desgraciado que tiene la mala suerte de estar en el bando contrario. A veces incluso en el mismo bando. El modus operandi viene a ser muy sencillo: arrojar la lanza con toda la mala leche que se pueda –que es mucha- con vistas a ensartar al contrario; y en caso de que aún colee, rematarlo. Cuando se enfrentan a jinetes, la operación no cambia mucho: ensartan al caballo y luego rematan al jinete. Si a sus eficaces métodos de lucha unimos que son salvajes como ellos solos y que ni piden ni dan cuartel, entenderemos que se labraran una justificada y temible reputación.

3.- Que explica que hacían estos tipos en Sicilia en vez de estar en su tierra comiendo butifarra.


La historia de la rivalidad de la Corona de Aragón con la monarquía francesa es sin duda apasionante. Y larga. Y liosa. Así que no la trataremos aquí, salvo en lo que a las luchas en Sicilia se refiere. Y aún así de forma muy breve, que no se pueden ustedes imaginar lo embrollado que es el culebrón. Veamos:

 
¿Cuando empezamos? 
Hacemos un flashback y nos vamos a finales del siglo XIII, concretamente hasta 1282. En esa época el Mediterráneo sigue siendo un poco un patio de vecinas, pero en este caso un patio de corrala, ya que está bastante desordenado y un poco manga por hombro. El rey aragonés del momento, Pedro III el Grande, se ha marcado como uno de sus principales metas impulsar definitivamente la corona de Aragón como potencia mercantil en el mediterráneo. Para lograr esto, Sicilia es un escalón fundamental, un objetivo prioritario a conseguir. El único fallo es que Sicilia pertenece a Carlos de Anjou, hijo del rey de Francia. Tamaño inconveniente no le arredra, más que nada porque antes de ocuparse del tema siciliano tiene que asegurarse la retaguardia, pactando con Alfonso X de Castilla y con Jaime II de Mallorca. Lo de Jaime no deja de tener su gracia, pues Pedro y él son hermanos y, además, se supone que el reino de Mallorca es vasallo del de Aragón. Solo se supone; en la práctica Alfonso pasa mucho de Pedro y no deja de hacerle la pelota a los franceses. No obstante, Pedro logra pactar con ambos reyes haciendo uso de los clásicos recursos del noble arte de la diplomacia: negocia, soborna y amenaza. Ahora tiene que vérselas con la Santa Sede. Aquí las cosas no pintan demasiado bien. Martín IV es bastante favorable a los Anjou, más que nada porque salió elegido cuando Carlos encerró a todos los cardenales que no votaban a su candidato, que no era otro que el futuro Martín. Así que por la parte de San Pedro poco podía hacer nuestro aragonés monarca. Y eso que el chico tenía suerte: el 31 de marzo de este mismo año 1282 en el que estamos los sicilianos, hartos de tener franceses hasta en los canelones, se levantan contra el ocupante –las famosas Vísperas Sicilianas-, degüellan a todo el que pillan, echan al mar al resto y ofrecen la corona a Pedro que, después de hacerse rogar un tiempo, la aceptará.

Comienza asíuna alegre trifulca tabernera en la que se verán envueltos, bien a tiempo completo, bien a media jornada, la corona aragonesa, Francia, la Santa Sede, Castilla, Génova e Inglaterra. Tenemos de todo: cruzadas, saqueos, excomuniones, asedios, desafíos, batallas terrestres y navales, argucias sibilinas y pérfidas traiciones. Ninguno de estos primeros protagonistas verá el final del conflicto, que se prolongará durante veinte años. Tres serán los reyes aragoneses implicados: Pedro el Grande –hasta su muerte en 1285- y sus hijos Alfonso el Franco (1285-1291) y Jaime II (1291-1327). Este último verá como los continuados años de guerra son demasiada carga para las posibilidades de sus reinos, así que acaba llegando a un acuerdo con Roma por el cual entrega Sicilia al papado, recibiendo a cambio Córcega y Cerdeña. Pero nadie ha contado con los sicilianos que, como veremos, no están muy por la labor de verse gobernados de nuevo por los Anjou, aunque estos usen a la Santa Sede como administradores del cortijo. Cuando llegan los enviados papales, los mandan de vuelta al mar de malos modos y, en 1296, nombran a Federico –hermano de Jaime II, a la sazón virrey de Sicilia- califa en lugar del califa. Comienza así la última parte de la guerra, en la que llegamos a ver como el pobre Jaume –aliado ahora con Francia y Roma- tiene que pegarse con su propio hermano. Ambas partes dan y reparten collejas, pero ninguna logra llevarse el gato al agua. Finalmente, en 1302, acuerdan un tratado de paz por el que Carlos de Nápoles (Anjou) renuncia a sus demandas y Federico conserva la corona pero solo hasta su muerte (2), momento en el cual la heredarán Carlos o sus descendientes. Y he aquí que por fin la calma se extiende por Sicilia después de tantos años de lucha. Esta situación favorece a todo el mundo salvo a un tal Roger de Flor, capitán de la Gran Compañía Catalana, formada por esos mercenarios bestiajos conocidos como almogávares, catalanes y aragoneses ellos, bajitos, morenos y oliendo a ajo y choto, que se aburren horrores y no dejan de armar broncas por todas partes. Algo habría que hacer con ellos
En línea

Josea

  • *
  • Desconectado Desconectado
  • Mensajes: 1088
Re: Els almogavers.Los grandes olvidados de la historia
« Respuesta #1 en: Marzo 07, 2010, 15:30:34 pm »

su vestimenta





En línea

Emilio88

  • *
  • Desconectado Desconectado
  • Mensajes: 2404
    • todocoleccion.
Re: Els almogavers.Los grandes olvidados de la historia
« Respuesta #2 en: Abril 25, 2010, 01:49:24 am »



Bueno yo fui un almogavar,del sigloXX,buen espiritu,premilitar,correrias,frio,hambre,supervivencia,camaraderia y un sueño logrado,perteneci a la Mesnada Berenguer de Etenza.....y para el frio,licor pantera......
En línea

ortola1972

  • *
  • Desconectado Desconectado
  • Mensajes: 2212
Re: Els almogavers.Los grandes olvidados de la historia
« Respuesta #3 en: Abril 25, 2010, 10:30:45 am »

Emilio no dejas de sorprenderme. Hace muuuuuuchooosss años un librero del viejo me aconsejo un libro y como tengo memoria de mosquito nunca mas me acorde del titulo. Joer ayudame es sobre los almogavares. Lo escribe un almogavar y narra las peripecias de estos. No se si me explico.
En línea
Por la honra pon tu vida y pon las dos, honra y vida, por tu Dios.

Emilio88

  • *
  • Desconectado Desconectado
  • Mensajes: 2404
    • todocoleccion.
Re: Els almogavers.Los grandes olvidados de la historia
« Respuesta #4 en: Abril 25, 2010, 12:03:25 pm »

Ortola,no se si te valdra esto:Guillermo Rocafort,es un escritor entre otras muchas cosas,pues es abogado,licenciado en economicas,caballero legionario,escribe para varios periodicos y revistas de historia,y en la revista de la legion XXI,ESTE CABALLERO,nunca mejor dicho,su arbol genealogico,proviene del Caudillo Almogavar Berenguer deRocafort,te digo algunos tituls de el:
LA MISION SECRETA
YO,BERENGUER DE ROCAFORT,CAUDILLO ALMOGAVAR.
Este ultimo es premio tierra,mar y aire,premio que concede los antiguos veteranos de las fuerzas armadas.Pero claro,esto puede ser mas reciente a lo que tu me hablas.
En línea

mauser 98k

  • *
  • Desconectado Desconectado
  • Mensajes: 3920
  • Pedazo de lote......
Re: Els almogavers.Los grandes olvidados de la historia
« Respuesta #5 en: Abril 25, 2010, 16:02:55 pm »

El espiritú Almogavar pervivía y creo pervive en dos unidades u organizaciones, en la Bripac, de hecho sus unidades principales I Y II Bpac llevan nonbres de caudillos Almogavers, Roger de flor y Roger de lauria, y en la antigua OJE, fue donde escuche primero lo de  "desperta ferro ", entonabamos alguna cancion , pero yo estuve poco , y el espíritu original de la organización se estaba perdiendo.
En línea

Emilio88

  • *
  • Desconectado Desconectado
  • Mensajes: 2404
    • todocoleccion.
Re: Els almogavers.Los grandes olvidados de la historia
« Respuesta #6 en: Mayo 01, 2010, 01:37:47 am »

El nombre Roger de Lauria,tambien lo llevo un destructor de la Armada Española,D-42  de la clase Oquendo,destinado en Ferrol,integrante de los ciegos de la ONCE,11ª escuadrilla de escoltas,  de Roger de  Lauria,fue un marino y militar de origen italiano,al servicio de la corona de Aragon.
En línea